Blefaritis

Blefaritis

La blefaritis es la inflamación de los párpados, o hinchazón de los mismos. Las personas que la presentan suelen producir mucho aceite en las glándulas próximas al párpado. Hay dos tipos de blefaritis, la escamosa, cuando aparecen escamas, que pueden dar lugar a su vez a infecciones y la alérgica, que surge como reacción a determinados cosméticos de los ojos, o también a medicamentos que se aplican en esta zona, como colirios.

Causas y síntomas de la blefaritis

Tienen más riesgo de padecerla, personas con dermatitis seborreica, que afecta a las cejas, al cuero cabelludo, a los párpados, piel de la nariz y de detrás de las orejas; personas con rosácea, o quiénes tienen muchas bacterias, de las que se encuentran en la piel. También es una consecuencia del chalazión y de los orzuelos, que aparecen de manera repetida.

El mecanismo por el que aparece la blefaritis comienza por un mal funcionamiento de las glándulas del párpado, que deberían producir un lubricante para el ojo, pero que no lo producen, formándose ácidos grasos que dan lugar a enrojecimiento e irritación. A su vez se creará una costra, por acumulación de proteínas y mucosidad. La consecuencia última puede ser que disminuya la visión.

Los síntomas serán irritación, enrojecimiento de los párpados, que puede acompañarse de ardor, picazón, etc.; aparición de escamas, que pueden caer dentro del ojo, provocando molestias o sensación de que hay arenilla dentro del ojo; aparición de una costra en los párpados.

Diagnóstico y tratamiento 

El oftalmólogo puede diagnosticarla con tan sólo realizar un examen ocular, en el que se revisen los párpados. 

El tratamiento pasa por una minuciosa limpieza de los bordes de los párpados, que permita que se eliminen el aceite y las bacterias acumuladas. El especialista recomendará el uso de productos especiales, o bien la utilización de antibióticos de ingesta oral o bien en forma de pomada, para aplicarse.

Se recomienda la aplicación de compresas en los ojos calientes, para a continuación hacer un pequeño masaje, con agua tibia, acompañada de champú de bebés, que no irrita. Las costras, se pueden ir eliminando con una toallita. 

Imagen: File Upload Bot (Magnus Manske) en Wikimedia

Preguntas sobre blefaritis

Añadir pregunta

Fotos y vídeos sobre Blefaritis

Especialistas en Blefaritis recomendados

Publicidad