¿Cómo puedo reconocer si tengo burn-out?

Pregunta de Pablo (Barcelona) sobre Psicología - 24 de marzo de 2014

Responder

Pablo ¿Cómo puedo reconocer si tengo burn-out?

Barcelona, 24 de marzo de 2014   Tema: Psicología   Responder

Sonja Sampaolesi Sonja Sampaolesi El burn- out deriva de una condición de estrés "negativo " que se convierte en crónica.
De hecho , frente a determinadas exigencias medioambientales (o psicológicas ) nuestro cuerpo se activa para responder (respuesta de "lucha o huida") . Esto es parte de una dinámica normal y saludable de activación y relajación, que podría denominarse estrés "positivo" . El estrés es una respuesta específica del organismo a la estimulación por factores internos o externos , a través de la cual la persona busca restaurar su equilibrio normal.
El burn-out en cambio, es un tipo de respuesta emocional del organismo, que, si bien adopta las medidas normales del estrés , se encuentra con la pérdida de la " sincronía " entre el estado de activación y la necesidad de responder al medio ambiente a través de mecanismos patológicos .
La persona entra en un estado de hiperexcitación que se caracteriza por tensión muscular y dificultad psicológica para concentrarse, ansiedad, apatía,indiferencia, el cinismo,inquietud ...

¿CUÁLES SON LOS SÍNTOMAS?
El AGOTAMIENTO FÍSICO Y EMOCIONAL: derivan de la sobrecarga emocional, es decir, la implicación emocional excesiva del operador que se siente abrumado por las demandas que otros imponen a él. El individuo se siente vacío, carente de energía y tiene la sensación de ansiedad por no ser más capaz de dar algo a su trabajo. La sensación es la de estar emocionalmente agotado de su trabajo y anulado, debido a un agotamiento de la relación emocional con los demás.
La DESPERSONALIZACIÓN, se presenta como una actitud de distanciamiento y rechazo ( respuestas conductuales negativas y bordes ) a sus compañeros, clientes, pacientes, etc.
La REDUCIDA REALIZACIÓN PERSONAL es la percepción de su propia insuficiencia en el trabajo. Uno experimenta una caída en la autoestima y un aumento en el sentimiento de fracaso en su trabajo. Como una de las maneras de protegerse del burn-out es evitar las relaciones, una de las consecuencias es la tendencia a reducir el contacto con otras personas al mínimo necesario para realizar el trabajo .

Además de los síntomas principales descritos anteriormente, también es posible identificar los síntomas específicos de este síndrome, que se pueden agrupar en tres categorías principales :
COGNITIVO-EMOCIONAL (cómo pensamos y sentimos):
angustia
temor o pánico,
sensación de vacío,
culpa
insuficiencia
estados ansioso - depresivos,
desconfianza (llegando a reacciones paranoides),
desmotivación
baja autoestima,
cinismo.

CONDUCTA
resistencia a ir a trabajar ,
retrasos y absentismo
evitar relaciones interpersonales
ira, o por el contrario , seriedad excesiva;
rigidez de pensamiento (reduce la creatividad)
culpar a sus compañeros/jefes/clientes
tabaquismo,
abuso del alcohol
abuso de fármacos o drogas.

FÍSICOS
fatiga,
trastornos gastrointestinales,
taquicardia,
náuseas,
insomnio,
dolor de cabeza,
disfunción sexual,
trastornos de la piel,
trastornos del apetito .

El burn-out es una patología que puede tener consecuencias graves sobre el individuo. Pide ayuda a un profesional de la psicología.
24 de marzo de 2014

Maike Stolte Maike Stolte Coach Certificada & Terapeuta Gestalt Hola Pablo,

los síntomas que describe Sonja en tan detalle son muy correctos.

Cuando sufres de algunas síntomas de Burnout y sospechas que puedas estar afectado por esta patología es imprescindible que busques ayuda en cuanto antes.

La gestión de estrés y la gestión de las emociones, junto con una dieta equilibrada pueden ayudar en poco tiempo para que te sientas mejor. En este caso conviene "prevenir", ya que el Burnout según su nivel de intensidad puede causar ausencia laboral durante mucho tiempo por falta de energía y motivación.

Más información:
http://www.inbodycoaching.com/es/coaching-2/gestion-de-estres-y-prevencion-de-burnout/

Si te interesa tener una cita de media hora sin compromiso no dudes de ponerte en contacto conmigo.

Un saludo,
Maike
24 de marzo de 2014

Isabel Barrachina Isabel Barrachina psicologo terapia familiar Hola Pablo,
El síndrome lo han explicado muy bien mis compañeros, el caso es ir mas profundo a ver donde pueden estar las causas.
Hay que mirar si estas bien de salud, si hay anemia o fatiga por falta de algunos minerales, si todo ello esta bien, se puede pasar a iniciar una terapia la cual `puede llevarte a resolver o a tomar habilidades que pueden ayudarte .
Saludos,
mas información,
www.isabarrachina.es
24 de marzo de 2014

Adela J. R. Adela J. R. El llamado “Burt-out” - que yo prefiero llamarlo “ansiedad derivada de lo laboral” se define como un transtorno de ansiedad resultado de una mala interacción del sujeto con su medio laboral.
Sabemos que es necesario un cierto novel de arousal -activación- para ser eficaces, en tanto un nivel de arousal medio, actúa como agente activador y motivador de las conductas.
Pero cuando esta activación se ve incrementada por demandas externas- o internas cuando el sujeto mismo se autoexige demasiado- acaba por desbordarnos apareciendo así el llamado “Burt-out”.

Se instala pues debido a un incremento de la demanda externa o interna, ante la que el sujeto suele dar respuestas inadaptativas incrementado la ansiedad.

Las consecuencias son de índole cognitivo, emocional y físico.
Se instala la desgana, la apatía, desilusión, irritabilidad, hostilidad... Y en el aspecto físico: tensiones musculares, insomnio...patologías diferentes según los sujetos de índole psicosomático.

Si estas emociones se reprimen, o se mantienen en el tiempo, entonces el cuadro se puede agravar dando lugar a una depresión.

En la génesis de la “ansiedad derivada del ambiente laboral” se encuentra evidente dos variables: el sujeto mismo y el entorno.
En cuanto al individuo se da la tendencia a que sean personas con tendencias ansiosas, predispuestas ya a no saber responder frente a estresores externos.

En cuanto a las variables externas: Los agentes estresantes laborales que cumplen un papel fundamental el el desencadenamiento del “Burt-out” se pueden citar:

Condiciones ambientales:
Tipo de iluminación, Ruidos, Temperatura

Procedimentales: Malos horarios. Deficientes estilos de dirección de la empresa. Desorganización en la normalización de procesos o mecanización de las tareas. Deficiente coordinación de las tareas. Deficientes estilos de dirección de la persona inmediatamente superior al trabajador; su estilo, carácter..

Emocionales: Coaliciones personales. Favoritismos. Tratos desiguales

Personales:
1-Autoexigencias poco realistas. Sentirse subempleado. Trabajar por debajo de sus competencias, lo que deriva en una escasa motivación de logro y frustración.

2-Tareas que exigen rasgos de carácter que no se tienen normalmente en el repertorio natural; por ejemplo, el rasgo “timidez” en un puesto cara al público.

3-Ausencia de expectativas profesionales
4-Falta de reconocimiento social
5- Tareas poco acordes con su carácter
6- Tareas poco acordes con sus capacidades


SOLUCIONES
No existen soluciones estandarizadas, no hay en Psicología un bricolage de “hágalo Vd mismo”,
Las soluciones pasan por la tarea y el trabajo individual. Pero de entrada, se trataría de:

-Re-educar los hábitos adquiridos en el trabajo,

-Estudiar el modo de variar los límites a los que hasta ahora ha estado cediendo

-Identificar discriminando con exactitud las diferentes variables que están presentes en la situación de conflicto-estrés para trabajar una a una por separado. Por ejemplo: cuándo ocurre, dónde, en qué situaciones, con qué personas exactamente, en qué tarea, etc, etc y analizar una a una el tipo de respuesta conductual que da la persona, entendiendo por respuesta conductual el estado de ánimo, los efectos cognitivos, las auto verbalizaciones que se autodirige en esos momentos, el nivel de respiración -cómo respira- etc.

-No sobredimensionar los conflictos o las demandas.

-Diferenciar si el problema presente tiene o no solución – no todo es solucionable- Y si depende de nosotros o de otra persona.

-No autodemandarse más allá de nuestras posibilidades. La autoexigencia puntual puede en algunos momentos sernos útiles, pero una autoexigencia mantenida en el tiempo acabará socavando nuestro sistema nervioso.

-Buscar efectos positivos del trabajo. El trabajo estructura nuestro espacio de 24h. Le da forma, sabes a dónde vas a ir cada mañana. Da una imagen a nuestro rol social.

-Atención al autoconcepto derivado del ejercicio profesional. La autoestima no debe depender del tipo de trabajo que se tiene.

-Fijarse en lo que más funciona dentro del trabajo y de las relaciones o tareas del mismo y fomentarlas.

-Observar algún tipo de compensación

-Ser realista en los objetivos profesionales

-Y finalmente, busca el tipo justo de implicación. Toma la distancia adecuada que te permita ser operativo pero que no te afecte y te lleves problemas a la cama; no podrás dormir.
24 de marzo de 2014

Miguel Meersmans Sánchez-Jofré Miguel Meersmans Sánchez-Jofré Pscólogo. Experto en Neuropsicología Clínica y Forense Hola Pablo,

supongo que quieres reconocer si tú o alguien cercano está sufriéndolo.

Te aconsejo que si la persona en cuestión se siente superada, triste, frágil y con mucha ansiedad, que se dispara con solo pensar en que tiene ir a trabajar, y que todo ello le está repercutiendo a nivel familiar y fuera del trabajo, debería de acudir a un terapeuta para que explorase la causa y asesorara al respecto. Piensa que además del tratamiento clínico, también se puede realizar un abordaje forense, un informe pericial psicológico.

Ánimo y suerte,

Miguel Meersmans Sánchez-Jofré
http://www.neuropsicologiagranada.com/
25 de marzo de 2014

Silvia Pérez Mariscal Silvia Pérez Mariscal Psicologa,especialidad Clinica Buenos días Pablo:
El Síndrome del Burnout se refiere a un estado de afrontamiento físico emocional en el que la persona en cuestión es incapaz de afrontar su tarea diaria debido al cansancio o fatiga producido por la rutina y la mala interacción social en su trabajo.Es muy característico de profesiones como :maestros, personal sanitario,etc.
Los síntomas más característicos son:
Falta de logro personal, con tendencia a evaluar el propio trabajo de forma
negativa, pérdida del sentimiento de competencia y baja autoestima.
· Síntomas físicos: estrés como cansancio, cefaleas, insomnio, malestar general.
Para tener una mejor calidad de vida se recomienda:
Procurar realizar un ritmo de trabajo que no sea excesivo, respetando las pausas de
comida, descansos, etc. Decir "no" cuando se encomienden más tareas de las que se pueden
realizar. Establecer fronteras entre el trabajo y la vida privada, cuidar el ambiente familiar.
Hacer deporte, relajación... pueden ayudar a superar ésta situación.
Un saludo
Silvia Pérez Mariscal.
25 de marzo de 2014

Jose Terrés Molina Jose Terrés Molina Psicólogo. Lo principal es un fuerte sentimiento de impotencia, ya que desde el momento de levantarse ya se siente cansado. El trabajo no tiene fin y, a pesar de que se hace todo para cumplir con los compromisos, el trabajo nunca se termina. La persona que lo padece se vuelve anhedónica, es decir, que lo que anteriormente era motivo de alegría ahora no lo es, en otras palabras, pierde la capacidad de disfrutar. Aún cuando se tiene tiempo, se siente siempre estresado. A diferencia de lo que ocurría al principio, el trabajo ya no produce incentivos para la persona afectada con burnout. Visto por otras personas, aparenta sensibilidad, depresión e insatisfacción.
A los propios síntomas del estrés a nivel corporal se suman múltiples molestias: insomnio, dolor de cabeza, mareos, dolores musculares, trastornos digestivos, infecciones, manchas o afecciones en la piel, trastornos respiratorios y circulatorios o digestivos (variaciones en el peso).

El burnout suele definirse a través de tres dimensiones:
- Agotamiento: es la sensación de ya no ser capaz de ofrecer más de sí mismo(a) a nivel emocional;
- Suspicacia/escepticismo: es una actitud distante hacia el trabajo, hacia las personas a las que se está ofreciendo el servicio y también hacia los compañeros de trabajo;26
- Ineficacia: es la sensación de que no se están llevando a cabo debidamente las tareas y de que se es incompetente en el trabajo.1
25 de marzo de 2014

Centro Clinico Betanzos 60 Centro Clinico Betanzos 60 Pablo, lo mejor es que te valore un Psquiatra o Psicologo para que te diagnostique adecuadamente y te proponga el mejor tratamiento

http://www.centroclinicobetanzos60.es/psicologia.htm
25 de marzo de 2014

Anna Brenchat Aguilar Anna Brenchat Aguilar El síndrome de burnout se define como un síndrome en respuesta al estrés laboral crónico, integrada por actitudes y sentimientos negativos hacia las personas con las que se trabaja y hacia el propio rol profesional así como la vivencia de encontrarse emocionalmente agotado (Maslach y Jackson, 1981).

VIVENCIAS EMOCIONALES ACTITUDES CONDUCTAS ALTERACIONES PSICOSOMÁTICAS
Agotamiento No verbalizar Insensibilidad Dolor precordial
Soledad Cinismo Agresividad Palpitaciones
Alienación Apatía Aislamiento Hipertensión
Ansiedad Hostilidad Cambios bruscos de humor Crisis asmáticas
Abatimiento depresivo Suspicacia Enfado frecuente Catarros frecuentes
Baja autoestima Culpabilizar a los demás de las propias frustraciones Labilidad Mayor frecuencia de infecciones
Impotencia Irritabilidad Alergias
Incompetencia Tabaquismo Dolores cervicales
Insatisfacción Alcoholismo fatiga
Consumo de fármacos etc


Lo mejor es que te visite un psicólogo y pueda hacer un diagnóstico.

¿Qué tipo de trabajo tienes? ¿es una organización? ¿hospital? ¿trabajo directo con personas?

Para más información

http://www.annabrenchat.wordpress.com

abrazo fuerte
25 de marzo de 2014

Bidari Centro Psicoterapéutico Bidari Centro Psicoterapéutico El síndrome de burnout no constituye un cuadro clínico homogéneo, sino que puede manifestar los síntomas físicos o psicológicos más diversos. Estos se desarrollan a lo largo de un periodo de tiempo extenso, y no de manera súbita. Las molestias físicas asociadas al síndrome de burnout no tienen una causa orgánica, son psicosomáticas. Esto quiere decir que los problemas psicológicos derivan en síntomas físicos.

Entre las molestias físicas que pueden presentarse en el síndrome de burnout se incluyen las siguientes:

Agarrotamientos o contracturas musculares
Cefalea
Molestias gastrointestinales (por ejemplo, náuseas, espasmos abdominales o dolor de estómago)
Vértigo
Trastornos del equilibrio
Trastornos del sueño
Propensión a infecciones
Palpitaciones

Las molestias psicológicas habituales en el síndrome de burnout son las siguientes:

Baja autoestima
Mayor vulnerabilidad ante las decepciones o las pérdidas
Predisposición al estrés
Disminución de la satisfacción laboral
Signos de depresión (por ejemplo, abatimiento, tristeza o falta de interés)
cuanto antes reconozca y acepte el paciente que necesita ayuda, mejores serán las perspectivas del tratamiento. Tras este primer paso fundamental los pacientes deben tratar de liberarse de las cargas que soportan y evitar en la medida de lo posible aquellos factores que saben que les originan estrés.
Consejos para la relajación a corto plazo

Existen métodos muy diversos para lograr la relajación a corto plazo:

Respirar profundamente y estirarse. Este ejercicio hay que repetirlo durante uno o dos minutos.
Apartar los pensamientos responsables del estrés y concentrarse en algo bonito o neutro. Por ejemplo, escuchar música o pensar en el próximo destino de vacaciones.
Animarse a sí mismo ("sé hacerlo", "puedo lograrlo").
Descargar el estrés físicamente, por ejemplo, subiendo y bajando escaleras o haciendo 30 flexiones.

Estrategias para superar el estrés

Las personas que sufren síndrome de burnout deben tratar a largo plazo de desarrollar estrategias más efectivas para vencer el estrés cotidiano. Para ello resultan útiles técnicas de relajación como las siguientes:

Relajación muscular progresiva de Jacobson
Entrenamiento autógeno ( literalmente “entrenamiento originado en el propio individuo”, es un método de autorrelajación.)
Yoga
Meditación
De todas, formas cincido con Anna Brenchat en que lo mejor es que visites a un" psicolog@.

htpp://www.bidaricpt.com
Saludos
25 de marzo de 2014

Loreto Charques González Loreto Charques González Hola Pablo, en resumen:

El síndrome de Burnout (del inglés "burn-out": consumirse o agotarse) está caracterizado por un paulatino agotamiento que afecta tanto a nivel físico como mental. Aparece una absoluta falta de motivación por aquellas tareas que tienen que ver con nuestro trabajo, y algo muy importante, se dan cambios de comportamiento en aquellas personas que lo padecen, nerviosismo, impaciencia.

A su vez encontramos que estos cambios se dan tanto en el estado de ánimo (irritables, de mal humor, etc.), asociado a una pérdida de ilusión por el trabajo que realiza, acompañado de una sensación de agotamiento que hace que cada vez se la resistencia a situaciones consideradas como estresantes sea menor.

Lo mejor lógicamente es que te vea un psicólogo o un psiquiatra para que valore tu situación.

Saludos,
César Benegas Bautista
Centro Psicológico Loreto Charques

www.centropsicologicoloretocharques.com
25 de marzo de 2014

Maria Jesús Maria Jesús se suele reconocer por divesos síntomas: sensación de estrés y ansiedad a la más mínima presión, cansancio prolongado que no se elimina ni aunque se descanse de forma prudencial, irritabilidad y mal humor en general, depresión o estado de ánimo bajo, hipo o hiperactividad (según la persona), problemas de sueño, problemas de alimentación también pueden surgir, problemas intestinales o en todo el aparato digestivo, dolor de cabeza, sensación de insatisfacción general y particular con la actividad en la que se esté quemado... Como ves son muchos los síntomas, y seguramente me dejo muchos.
25 de marzo de 2014

Susana Aragón Mazón Psicóloga en Sevilla Susana Aragón Mazón Psicóloga en Sevilla Psicóloga Buenas Pablo
El Burn-Out, es lo que se conoce como "estar quemado".
Normalmente este termino se utiliza para referirse al ámbito laboral, pero también se puede trasladar a otros ámbitos como a las relaciones sentimentales, sociales, familiares o incluso de uno mismo, es decir, una persona puede sentirse "quemado"·· de si mismo, de su comportamiento y/o pensamientos.
Cuando sientes que estás "quemado", no tienes ilusión , te resulta pesado, desagradable y fatigoso todo lo que esté relacionado con esa situación y/o momento. Estás desmotivado y tu desinterés va en aumento, ya no buscas soluciones y de hecho puedes empezar a tener ausencias (como no ir al trabajo) y a evitar momentos y situaciones.
En resumen y a grandes rasgos es como se puede reconocer que se sufre de burn.out

Un saludo
Susana Aragón Mazón
www.orientacionyescucha.com
27 de marzo de 2014

Victoria Victoria Hola Pablo, estoy absolutamente de acuerdo con la respuesta de mis colegas. Sólo puedo recomendarte que visites un terapeuta para mejorar la calidad de vida.

Un saludo

Victoria
27 de marzo de 2014

Almudena García Peláez Almudena García Peláez Psicóloga Clínica y Jurídica Hola Pablo,
Los síntomas para detectar un trabajador "quemado" pasan siempre por ansiedad y depresión, además puedes sentir desmotivación, pérdida de interés por el trabajo, menor interés por las cosas (incluida tu vida personal), síntomas somáticos como dolores de estómago, cabeza, etc. Los pensamientos constantes sobre el trabajo te invaden más allá de tu horario laboral y piensas que cada vez tu ejecución es peor. La evaluación psicológica sería muy interesante para establecer el diagnóstico (hay pruebas estandarizadas para este tipo de situaciones), y en caso de que efectivamente estés pasando un burnout, deberás poner remedio lo antes posible. Aquí te dejo un enlace en el que puedes encontrar más información, y...suerte! http://www.psychologyonline.es/acoso-laboral-3.html
04 de julio de 2014

Juan Manuel Rodríguez Juan Manuel Rodríguez Psicólogo Imagino, Pablo, que llevas ya tiempo en la actividad laboral y que te refieres precisamente a esto, "estar quemado" en el trabajo. Reconocerás fácilmente este problema precisamente por la traducción española, más de uso corriente que burn-out. Esto es el problema de toda la vida de estar quemado. Desde los comunes problemas de ansiedad cada vez que entras en el entorno laboral, hasta desatender tus obligaciones habituales. Es posible también que las relaciones con tus compañeros se deterioren. Por supuesto, las relaciones con superiores jerárquicos se pueden ver afectadas, casi con seguridad. Por otro lado, pueden aparecer síntomas somáticos tales como dermatitis, problemas digestivos, palpitaciones, etc, relacionados con la ansiedad. En el área emocional, lo más destacable es la falta de interés por lo que antes sí te motivaba, lo que te lleva a entrar en un círculo vicioso que genera cada vez más ansiedad y falta de interés, al desatender las obligaciones laborales y al verse deterioradas las relaciones con los compañeros.
14 de febrero de 2016

¿Tú también tienes dudas sobre tu salud?

Cientos de médicos y profesionales de la salud responden vuestras preguntas

¡Pregunta ahora!
Publicidad