La diabetes es una afección, enfermedad o patología crónica, caracterizada porque el organismo no produce insulina suficiente, con lo que la glucosa no es absorbida de forma adecuada, para que se convierta en energía y haga funcionar a tejidos y músculos. Esto da lugar a la hiperglucemia, aumento de glucosa en sangre, y puede tener complicaciones muy graves.

La diabetes es una enfermedad muy común, que afecta a alrededor de 120 millones de personas en todo el mundo. Se trata, por lo tanto, de una patología considerada un problema de salud pública.

Un problema creciente, que podría doblar el número de pacientes en los próximos 25 años, según los expertos, puesto que las condiciones de vida de nuestra civilización y el progresivo envejecimiento poblacional favorecen su desarrollo.

Qué es la diabetes

¿Pero qué es la diabetes? Además de conocer que se trata de una enfermedad crónica que provoca un exceso de azúcar en la sangre, es importante tener en cuenta los distintos tipos de diabetes, además de sus síntomas, la importancia de su prevención y la existencia de tratamientos eficaces.

En este post vamos a hacer una breve aproximación a la diabetes, siempre desde un punto de vista práctico. Se trata, básicamente, de exponer unas sencillas y claras nociones que nos sirvan de orientación.

¿Cuál es la tasa normal de glucosa en sangre?

Estar dentro de los niveles óptimos de glucosa es el objetivo de los tratamientos, unos parámetros que, por otro lado, se utilizan como referencia para realizar un diagnóstico.

Si nuestra tasa de azúcar o glucemia es normal implica hacernos un análisis de sangre en ayunas. En concreto, estaremos dentro de los límites si ésta se encuentra entre el 0,8 y 1 gramo por litro de sangre.

Para entender el mecanismo de nuestro organismo que puede derivar en una diabetes, hemos de tener en cuenta que los alimentos se degradan en distintas moléculas, motivo por el cual la glucosa pasa a la circulación sanguínea y aumenta la glucemia de la sangre. Así pues, también lo hará la tasa de glucosa.

Es entonces cuando el páncreas secreta insulina, lográndose una reducción del azúcar, cuya tasa vuelve a normalizarse. En el caso de la diabetes, la secreción de insulina se produce de forma insuficiente o, simplemente, no se secreta.

El resultado, lógicamente, es un exceso anormal de la glucosa, ya que ésta se ha concentrado en sangre, lo cual se traduce en una hiperglucemia. Entre otros problemas derivados de este trastorno, se puede perder peso y sentir fatiga, además de ser más proclives a padecer infecciones y aumentar el riesgo cardiovascular.

Aunque hemos de considerar que existen distintos tipos de diabetes y, por otra parte, cada caso debe tener su propio diagnóstico y tratamiento. De forma general, puede afirmarse que la diabetes conlleva daños en nuestro organismo, afectando a diferentes órganos y tejidos.

Las complicaciones pueden afectar al sistema nervioso, a la salud visual, oral, al corazón, hígado, riñones o a los pies, pudiendo ocasionar en este último caso heridas que no cicatrizan y exigen la amputación.

Enfoque multidisciplinar del tratamiento de la diabetes

Al tratarse de una patología que puede afectar a distintos órganos del cuerpo, su control deben supervisarlo distintos especialistas. Normalmente, suele acudirse a la consulta del médico de cabecera, así como al endocrinólogo o también al nutricionista e incluso al psicólogo, en caso de ser conveniente por el perfil del paciente.

Tipos de diabetes

Existen diferetes tipos de diabetes:

  • La diabetes mellitus tipo 1, principalmente padecida por los niños 
  • Diabetes mellitus tipo 2, la más común y cuyo principal factor de riesgo es la obesidadque suele afectar a adultos y mayores de 40 años.
  • Diabetes gestacional, que es la que se produce durante el embarazo y que normalmente desaparece tras el mismo.
  • Diabetes Autoinmune Latente del Adulto (LADA)

Síntomas de la diabetes

Los síntomas dependen en buena parte de la clase de diabetes de que se trate. Si estamos ante una diabetes tipo 1, éstos pueden aparecer en apenas unas semanas, a diferencia de la diabetes tipo 2, cuyo avance suele ser a lo largo de los años.

Los síntomas pueden pasar desapercibidos, tanto por no ser específicos como por su levedad. No es casualidad que se la considere una enfermedad silenciosa. Sobre todo, en el caso de la diabetes tipo 2, en muchos casos el diagnóstico se realiza tarde, cuando surgen problemas de salud relacionados con ella.

Entre los síntomas más frecuentes se encuentran:

  • Excesiva sed, que puede ir acompañada de sequedad
  • Micción excesiva 
  • Apetito inusual
  • Cansancio, debilidad, falta de energía
  • Disminución de peso sin razón aparente
  • Infecciones
  • Visión borrosa
  • Tardanza para curarse las heridas
  • Etc

Causas y factores de riesgo derivados de la diabetes

Conocer las causas de la diabetes es clave para prevenirlas, aunque no siempre es posible hacerlo. Igualmente, se trata de una información valiosa a tener en cuenta a la hora de plantear un tratamiento que ayude a retrasar el avance o comienzo de la enfermedad.

Centrándonos en las causas de la diabetes tipo 2, por ser la más frecuente, éstas debemos mencionar varios factores, como el estilo de vida y los genes. Por su parte, la diabetes tipo 1 es causada por factores ambientales, como los virus, aunque también pueden deberse a razones genéticas.

Las personas con diabetes tienen más riesgo de padecer enfermedades cardiovasculares, como la angina del pecho, el derrame cerebral, el infarto de miocardio, etc; enfermedades renales; enfermedades en los ojos, como la retinopatía diabética; pie diabético, etc.

Tratamiento de la diabetes

Los tratamientos deben ser individualizados, como hemos apuntado. Sin entrar en detalles, sin embargo, hay medidas comunes para todos los pacientes. Salvo excepciones o circunstancias que recomienden otra cosa, es una patología que se aborda con un tratamiento no farmacológico (alcanzar el peso ideal y control dietético), así como con un tratamiento farmacológico.

En particular, la metformina es el medicamento antidiabético de referencia, aunque hay otros grupos de medicamentos de nueva generación que inhiben la DPP-4. Por último, el uso de la insulina se aplica para controlar la diabetes en caso de no ser eficaces los medios anteriores, aunque se prescribe a algunos pacientes desde el diagnóstico.

El tratamiento de la diabetes combina un ejercicio físico adecuado, dieta y medicación, todas ellas con el objetivo de controlar el nivel de glucosa en la sangre, que minimice el riesgo de complicaciones. En el caso de diabetes de tipo I es necesario tratar con insulina, que ya no produce el páncreas, sin embargo, en pacientes de diabetes de tipo II son más eficaces los fármacos hipoglucemiantes orales.

Imagen cortesía de Praisaeng en FreeDigitalPhotos.net

Especialistas en Diabetes recomendados

Preguntas frecuentes sobre Diabetes

Diabetes: qué frutas comer
El papel de la alimentación cuando se padece una enfermedad suele ser importante, si no fundamental, tal y como también ocurre con la... sigue leyendo
¿Qué pasa si se tiene la insulina alta?
Si las tasas de insulina superan lo considerado normal, podemos hablar de hiperinsulinismo o hiperinsulinemia. Por lo tanto, cuando la... sigue leyendo
¿Cómo tratar la resistencia a la insulina?
La resistencia a la insulina, insulino-resistencia o resistencia insulínica, describe una situación en la que las células son... sigue leyendo

Preguntas y respuestas sobre diabetes

Opiniones de pacientes sobre diabetes

Opinión sobre Doctor Francisco Javier Ampudia Blasco 5 Es el mejor medico que he tenido desde siempre ...por cambiarme de ciudad tuve que irme del clínico y como me arrepiento !! El doctor Ampudia controló mi diabetes durante todo mi embarazo y doy gracias por tenerlo porq los endocrinos que me han tocado después de el no me gustan nada..no te...
Opinión sobre Doctor Fernando Goñi Goicoechea 4 Acertó con la medicación para la diabetes. Da confianza al paciente
Opinión de Antonio Francisco sobre Doctor Pedro Pablo García Luna 5 Muy preparado, profesional y preocupado por sus pacientes. Me está tratando de obesidad y diabetes, obteniendo resultados en analíticas cada vez mejores, eso sí, siguiendo al pie de la la letra sus recomendaciones. Totalmente recomendable, se expresa con claridad para que puedas comprender tanto...
Opinión de Rosa sobre Doctor Alberto José Ordóñez Pérez 5 Un buen médico y una gran persona. Profesionalidad, conocimientos continuamente actualizados, dedicación y humanidad definen su perfil. Es un médico que escucha, empatiza y pone a disposición del paciente los últimos avances en el tratamiento de la diabetes y de la obesidad. 100%...
Opinión sobre José Antonio Nieto Cuartero 5 Como diabética me trata desde que tengo 8 años, desde 1992 concretamente y sólo tengo palabras de agradecimiento para el Dr. Nieto porque gracias a él llevo la diabetes mellitus perfectamente controlada desde hace 22 años. Su dedicación y profesionalidad es reconocida por pacientes y sobre...
Opinión de ana bel sobre Alejandro Cámara Balda 5 un gran medico, difícil de superarle ni en sabiduría ni en persona, lo mejor de lo mejor, un medico muy cercano al paciente, preocupado en todo momento por los últimos tratamientos para todo, preocupado en que la enfermedad q tenemos la sepamos llevar de la mejor manera, mi hijo con la diabetes...
Opinión de Maria sobre Doctor Pedro Pablo García Luna 5 Es un gran profesional, con un gran curriculum, pues es el responsable de Nutrición y de la Unidad de Obesidad del Hospital Virgen del Rocio y además es Profesor de Nutrición de la Facultad de Medicina. Además veo que tiene muchisimos trabajos de investigacion y Libros publicados. En su...
Opinión sobre García Valdés, Alberto 5 Para mi muy humano y profesional. Me esta tratando de obesidad y Diabetes y los resultados y el trato son excepcionales.
Opinión sobre Doctor Francisco Javier Ampudia Blasco 5 Además de un excelente endocrino,, es una excelente persona, también merece un grandísimo premio como psicólogo. A veces vamos a la consulta y tenemos los problemas de la diabetes y otros añadidos, que él no tendría porqué escuchar y sinembargo él escucha y da ánimos.. Es un excelente...
Opinión de C. sobre María Estibaliz Ugarte Abasolo 5 He conocido pocas profesionales que estén a su nivel. Atenta, formada, amable, explica todo bien y además con resultados. La sanidad püblica tiene suerte de contar con profesionales así.Me ha estabilizado el azúcar y ayudado a controlar la diabetes como nunca, y eso que he estado en consulta...

Noticias sobre Diabetes

Descubren un antígeno determinante en la diabetes tipo 1

Diabetes

Un grupo de investigadores de la Universidad de Colorado, en Estados Unidos, ha identificado una clase de antígeno que puede contribuir al desarrollo de la diabetes tipo 1, una enfermedad autoinmune que ataca los propios tejidos del cuerpo. En esta patología, las células del sistema inmunitario atacan y destruyen a las que producen insulina en el páncreas, que es la encargada de regular los niveles de glucosa en sangre.

Como resultado, se produce un importante riesgo para la salud del paciente, y todavía no se conocen las causas de este ataque por parte del propio cuerpo. Sin embargo, esta investigación podría sentar las bases para entender qué componentes se activan para iniciarse el proceso de destrucción. Hasta ahora, las pruebas de activación de este antígeno se han realizado en ratones con muy buenos resultados.

Este agente podría estar compuesto de fragmentos de insulina y péptidos, que cuando se fusionan se convierten en extraños para el propio cuerpo, que acaba atacándolos y destruyendo la producción de glucosa. Profundizando mucho en este tema se conseguiría avanzar en el tratamiento de esta enfermedad y también entender de forma más clara por qué se produce para poder activar posibles protocolos de prevención, de gran interés para los endocrinos y otros especialistas que trabajan con el tema. 

 

Una enzima contra la toxicidad del azúcar

Diabetes

Científicos del Centro de Investigación de la Universidad de Montreal han descubierto una enzima que podría participar en la toxicidad del azúcar en varios de los órganos del cuerpo humano. Esta desempeñaría un papel muy importante en la utilización de la glucosa y la grasa por parte del organismo.

Los investigadores han conseguido determinar que la enzima G3PP consigue evitar el exceso del azúcar en las células, lo que podría facilitar el desarrollo de terapias contra la obesidad o la diabetes tipo 2. Cuando la glucosa es anormalmente elevada en el cuerpo puede causar daño en algunos tejidos, por eso este descubrimiento podría ser muy importante para evitarlo.

El organismo utiliza la glucosa y la grasa como parte de diferentes procesos, como la secreción de insulina o el almacenamiento de grasa. Cuando se produce algún desajuste en estos procesos hay un mayor riesgo de padecer patologías como obesidad o diabetes tipo 2 o enfermedades cardiovasculares. Así, este trabajo permite una nueva vía de estudio para combatir la obesidad, la diabetes o el síndrome metabólico, sin duda una buena noticia para los pacientes aquejados de estas dolencias, y para los especialistas en endocrinología y nutrición, aunque tendrá que ser confirmado en animales antes de probarse en seres humanos.

 

Consumir muchas patatas podría aumentar el riesgo de diabetes gestacional

Diabetes

Un estudio de los Institutos Nacionales de Salud de Estados Unidos arroja nuevos datos sobre los problemas desarrollados durante la gestación. Los investigadores podrían haber descubierto que las mujeres que consumen una gran cantidad de patatas durante el embarazo podrían tener tasas más altas de diabetes gestacional, una enfermedad que podría llegar a ser muy peligrosa.

Se trata de una complicación del embarazo que causa elevados niveles de azúcar en sangre y que podría tener repercusión en la salud tanto de la madre como del bebé. Otros estudios ya relacionaban los alimentos con altos niveles de glucosa con el posible desarrollo de esta patología, pero hasta ahora no se incluía este tubérculo, que es ampliamente consumido en el mundo, lo que abre una nueva vía de estudio relacionada con la dieta en el embarazo.

Para determinarlo, los científicos analizaron a más de 15.000 mujeres desde el año 1991 hasta el 2001 y que no habían padecido diabetes gestacional anteriormente ni tenían enfermedades graves antes del embarazo. Así, concluyeron que las pacientes que consumían más patatas tenían un mayor riesgo de padecer esta condición, y que sustituirlas por legumbres, verduras o cereales disminuía estas probabilidades. Esto sienta las bases de un posible estudio más amplio que relacione de forma más detallada el consumo de este tubérculo y la diabetes durante el embarazo, que será de gran utilidad para los especialistas en Endocrinología y Nutrición.

 

Recomendaciones para diabéticos en las fechas navideñas

Diabetes

La Federación de Diabéticos Españoles recomienda que los pacientes aquejados de esta enfermedad elaboren un plan de comidas para estas fiestas, a fin de evitar problemas o empeoramientos. Además, insisten en que deben tener en cuenta el tipo de diabetes que padecen y el tratamiento que se aplican para evitar posibles riesgos.

Esta asociación da además algunas recomendaciones, en su revista de diciembre, como no abusar de las grasas y moderar las raciones que, aunque entienden que no es una tarea fácil, puede ayudar a evitar problemas durante este periodo. Además, dan consejos como cocinar con la mínima cantidad de hidratos y grasas para lograr una comida lo más equilibrada posible dentro de las posibilidades. El consumo de dulces o frutas como las típicas uvas de nochevieja deben tener en cuenta la cantidad de consumo total que se va a realizar en las fiestas.

Además, se recomienda limitar todo lo posible la ingesta de alcohol a una copa de vino en la comida y una de cava para el brindis, ya que las calorías vacías de estas bebidas engordan pero no aportan nutrientes esenciales y además aumentan los índices glucémicos del organismo. El consejo general es no abandonar durante estas fechas la dieta sana que se lleva durante el año, aunque podamos darnos algún capricho.

 

Células reprogramadas que podrían tratar la diabetes tipo 1

Investigadores de la Universidad Católiga de Lovaina, en Bélgica, han hecho importantes avances en el tratamiento de la diabetes tipo 1. Este tipo de patología provoca que el sistema inmunitario ataque por error el propio cuerpo y destruya determinadas células del páncreas que son las responsables de la producción de insulina, que regula los niveles de glucosa de la sangre.

Esta nueva terapia propone la sustitución de células beta. Una fuente atractiva de estos componentes son las células derivadas del conducto pancreático humano, que se encuentran en el páncreas adulto. Durante esta investigación se reprogramaron este tipo de células para que cumpliesen la misión de las destruidas por la enfermedad y así pudiesen generar insulina.

De esta forma, se permite eliminar la opción de trabajar con células madre y por lo tanto se descartan los efectos secundarios de hacerlo, como el riesgo de cáncer. También se evita modificar estructuralmente el funcionamiento de las células, ya que solo se necesita reprogramarlas para que realicen una nueva función.

Es sin duda un paso adelante en la investigación y tratamiento de este tipo de enfermedad que afecta a miles de personas en todo el mundo y que podría mejorar la calidad de vida de los pacientes.

 

La diabetes gestacional incrementa el riesgo de diabetes en el padre

Curioso, cuando menos sorprendente. El Research Institute de la McGill University Health Centre de Canadá ha concluido, tras un estudio epidemiológico realizado sobre una base poblacional de 70.000 padres, que algo ajeno por completo a las enfermedades infecciosas y parasitarias es susceptible de “contagio” dentro de una pareja cuya fémina haya padecido diabetes gestacional en un embarazo, pues dichos investigadores han demostrado que ello no solo implica un mayor riesgo de instalarse la diabetes mellitus tipo II en ellas tras el parto, sino que ese riesgo es contraído igualmente por el progenitor masculino. Tal es así que han cifrado ese plus de riesgo en el padre en un 33 % más sobre aquellos cuyas parejas no sufrieron ese trastorno metabólico antes del parto. En cuanto a una explicación científica que dé respaldo a tan revolucionario hallazgo, quienes han llegado a tal conclusión apuntan, no de manera muy concluyente, a la mixtificación de hábitos y pautas tanto en los aspectos alimenticios como en otros de índole cultural o social. Ya existían referencias anteriores que indicaban que los patrones de alimentación poco saludables y vida excesivamente sedentaria son frecuentemente compartidos por ambos miembros de la pareja. Una importante conclusión práctica de esta evidencia es el aprovechamiento de la diabetes gestacional de la madre como herramienta para la detección y prevención de la diabetes en su pareja masculina.

 

Publicidad