Odontología deportiva

Odontología deportiva

¿Qué es la odontología deportiva?

La odontología deportiva es una disciplina médica especializada en la prevención y tratamiento de lesiones dentales y patologías orales relacionadas con el deporte y el ejercicio físico en general.

Los amantes del ejercicio físico y, en particular, los profesionales del deporte corren un mayor riesgo de sufrir lesiones dentales o padecer otros problemas de salud oral a consecuencia de su actividad.

No solo por los posibles accidentes, sino también por la falta de un asesoramiento al respecto que ayude a prevenirlos, puesto que dichos conocimientos son claves para evitar problemas.

Salud bucodental y rendimiento deportivo

Todos los aspectos de la salud bucal y de la salud general asociada a aquella son áreas de actuación de la odontología deportiva. No en vano, está en juego su salud como persona y, yendo al terreno de la afición deportiva o al campo profesional, como deportista estos problemas pueden afectar a su rendimiento.

La odontología deportiva, en fin, es una disciplina que estudia la influencia de la actividad física y, en concreto, de cada deporte, en la salud bucodental del paciente, posibilitando una práctica más segura, placentera y de un mayor rendimiento gracias al cuidado oral.

Como pieza esencial de la salud general, el buen estado de la boca resulta fundamental para mantener o mejorar el rendimiento. Cada día mejora la concienciación al respecto, siendo de gran importancia realizar revisiones periódicas aportando información relevante al dentista para que pueda orientar al respecto.

La importancia de la salud oral

Más allá de la recomendación habitual a la ciudadanía de someterse a revisiones odontológicas regulares para prevenir o tratar posibles problemas dentales, las personas que realizan ejercicio deben extremar más, si cabe, su cuidado bucal.

Además de padecerse problemas propiamente dentales u orales, como es bien sabido, la boca refleja el estado de salud, por lo que cualquier descompensación en el organismo o alteración funcional puede afectar a la salud bucal de la atleta.

De este modo, se hace necesario tanto tratar el problema en la boca como aquel otro desorden que esté reflejándose a través de éste. Sirva de ejemplo las posibles consecuencias de una simple falta de higiene bucodental y de control médico de la boca para una persona que practica deporte.

Básicamente, la placa bacteriana que se forma por esa falta de higiene significa la acumulación de millones de bacterias que, una vez llegan al flujo sanguíneo puede provocar un problema cardiovascular, además de infecciones que son la causa de lesiones articulares y musculares.

En resumen, las afecciones bucodentales suponen un problema tanto directo como indirecto que afecta de forma estrecha la puesta a punto de los deportistas, tanto a nivel profesional como amateur.

Algunos aspectos claves en la odontología deportiva

Protectores dentales

Los protectores dentales, uno de los accesorios más utilizados, deben ser personalizados, fabricados a la medida bajo la supervisión de un dentista en lugar de recurrir a protecciones de tamaño estándar disponibles fácilmente, sobre todo a través de tiendas online.

Fármacos dentales y dopaje

Por otra parte, es posible que algunos medicamentos dentales puedan dar positivo en controles de dopaje. Se trata de un efecto indirecto, como ocurre con la codeína, que al ingerirse se transforma en morfina (prohibida por la Agencia Mundial Antidopaje o AMA), un ejemplo que demuestra hasta qué punto debe tenerse en cuenta esta problemática a la hora de recetar fármacos ampliamente utilizados en odontología.

Problemas dentales y rendimiento deportivo

A su vez, algunos problemas dentales pueden resultar de un exceso de entrenamiento, una nutrición inadecuada, falta de higiene bucal o actividades parafuncionales consecuencia de disfunciones o malos hábitos. Es el caso del bruxismo, aquellos movimientos involuntarios del sistema masticatorio que no cumple función alguna y resultan perjudiciales.

Cada vez son más los atletas que cuidan su boca para no mermar su capacidad física. Es habitual que este tipo de problemas se traduzca en periodos de mediocres resultados deportivos. Como hemos apuntado en el anterior epígrafe, la capacidad física se reduce de forma significativa cuando median procesos inflamatorios o se padecen tanto una mala oclusión como distintos problemas masticatorios que derivan en dolores musculares de cuello y espalda.

Consumo de suplementos azucarados en la práctica deportiva y caries

Por otra parte, los deportistas pueden sufrir complicaciones dentales como caries o ausencia de piezas dentales por el consumo de líquidos o suplementos azucarados ricos también en ingredientes ácidos, como ocurre con las bebidas y barritas deportivas. O por exposición al pH ácido de las piscinas, en el caso de los nadadores, que acaban sufriendo erosión dental debido a ello.

De igual manera, esa falta de piezas dentales puede ocasionar otras consecuencias en cadena, como alteraciones en el aparato digestivo y, con ello, un mayor gasto de energía provocado por una digestión más lenta. Una serie de problemas que acaban ocasionando un deficiente nutrición y desventaja a nivel competitivo.

En definitiva, está comprobado científicamente que cuidar la salud bucodental es básico para el rendimiento de los deportistas, un cometido que llevan a cabo los dentistas especializados en odontología deportiva.

Preguntas sobre odontología deportiva

Añadir pregunta

Noticias sobre Odontología deportiva

La ortodoncia mejora la salud, la calidad de vida y el rendimiento deportivo

Bruxismo, sensibilidad dental, insomnio, problemas respiratorios, cardiovascualres o musculares o disfunción eréctil son algunos de los trastornos y problemas de salud que puede provocar una mala oclusión dental, además de resultar antiestético.

Según recomiendan los expertos del sector de la estética dental, por lo general se pueden corregir con ortodoncia y otros tratamientos correctivos.

En la práctica, si bien las mujeres son los pacientes más habituales, cada vez son más los hombres que se deciden a realizarlos. Son cada vez más los padres, y hasta los abuelos, que aparcan todas las vergüenzas y se atreven con los aparatos dentales que corrigen esta mala oclusión", explica Carlos Sáiz, uno de los odontólogos más prestigiosos entre las celebrities.

El rendimiento deportivo también resulta especialmente beneficiado. Tanto a nivel profesional como amateur. Como ejemplo de los primeros, "grandes deportistas como Pau Gasol se pusieron en manos de un ortodoncista nada más llegar a la NBA", apunta Conchita Curull, delegada de la Sociedad Española de Periodoncia y Osteointegración (SEPA) en Tarragona.

Igualmente, la práctica como hobby también lleva a hacerlo. "Las actividades exigentes como el triatlón o el running y los maratones, hace que sean muchos los que se plantean solucionar de una vez por todas los problemas de mala oclusión”, explica la experta.

21 de septiembre de 2016

Fotos y vídeos sobre Odontología deportiva

Publicidad

Especialistas en Odontología deportiva recomendados

Publicidad